Pau Fernández

Cómo grabo los vídeos

Mucha gente me pregunta sobre cómo hago los vídeos. Y la verdad es que he pasado bastante tiempo puliendo la forma de hacerlo para que queden todo lo bien que un perfeccionista necesita para estar tranquilo. Este post es para explicar cómo lo hago. Intento utilizar sólo Software Libre.

Herramientas

Lo hago todo desde Ubuntu Studio:

Ubuntu Studio

La razón de usar Ubuntu Studio es que hace algún tiempo descubrí que instalando un kernel de Linux “real-time” el audio quedaba mucho mejor sincronizado con el vídeo. También conseguí evitar un problema que sucedía con cierta frecuencia (y lo achaco a RecordMyDesktop), y era que el vídeo perdía el audio hacia la mitad de la grabación. Creo que hay un vídeo del tema de C++ que aún está así, porque me dí cuenta tarde y ya no encontré tiempo de volverlo a grabar. De hecho tiré a la basura muchísimos vídeos debido a este problema. En mi ordenador, de hecho, tengo Ubuntu Studio especialmente para grabar vídeos (normalmente utilizo Debian), cosa que me ayuda bastante a centrarme cuando me pongo a grabar.

Otra cosa que ha mejorado automáticamente con Ubuntu Studio es el audio. Tengo la sospecha que Ubuntu Studio tiene una configuración por defecto para el micrófono que hace algo de compresión de rango dinámico porque la grabación es muchísimo mejor que con un Linux normal (sobretodo con la distorsión cuando gritas un poco). Entre los primeros vídeos y los del curso de Go creo que se aprecia la diferencia.

Sin conversión

Al principio tenía que convertir el vídeo de OGV a MOV (QuickTime), para poderlo subir a YouTube y que mantuviese la calidad suficiente. Esto es algo que investigué mucho al principio, y probé múltiples formatos y conversiones. Empecé con un script que usaba ffmpeg, y más tarde me pasé a HandBrake, pero el formato resultado era QuickTime siempre.

Pero recientmente, por error, subí un vídeo en formato OGV y entonces me dí cuenta de que en este tiempo YouTube había expandido los formatos aceptados, porque el vídeo se veía perfectamente. Esto mejoró sustancialmente la calidad de los vídeos, porque antes la conversión desde OGV a QuickTime tenía muchos defectos, típicamente la falta de sincronización entre audio y vídeo. Recuerdo que esto pasaba mucho si me ponía a hablar sin hacer nada porque entonces el vídeo tenía un fotograma casi fijo y luego en el resultado el audio iba bien pero el vídeo se aceleraba y paraba de forma muy brusca. De hecho llegué a grabar los vídeos moviendo el ratón permanentemente mientras hablaba para evitar esto.

comments powered by Disqus